Ir al contenido principal

CAPITAL HUMANO, NIVEL ESPAÑOL

Dos mujeres leyendo, Pablo Picasso
La enseñanza y el aprendizaje son los factores que más influyen en el avance y progreso de las sociedades, y esto lo podemos ver mediante la función de producción:
Y=A*f(T,K,L)
La función de producción representa la máxima cantidad que se puede producir de un bien con unos recursos, los cuales pertenecen a las variables K (capital), L (capital humano), T (tierra, es decir, recursos naturales). El capital humano, en términos más sencillos y simples, es el conjunto de recursos humanos que integran una empresa o compañía, es decir,  la cualificación del personal. Por tanto, el capital humano está en estrecha asociación con la educación (referida a la enseñanza y aprendizaje de los conocimientos, competencias y habilidades que adquieren los alumnos en las escuelas), ya que influyen de manera positiva en la producción de la economía en general.
Se puede afirmar por tanto, que cuanto mayor sea la calidad educativa, mayor serán las innovaciones tecnológicas, el avance, el crecimiento económico y, finalmente, el bienestar social, aunque cabe destacar que este no es el único motor de desarrollo de un país. Así es como lo defienden Schultz, Becker y Mincer en su teoría del capital humano.

Siguiendo, por tanto, con este planteamiento, nos encontramos ante una situación bastante preocupante: España cada vez tiene un peor nivel educativo, titulados de menor calidad en los que recae el futuro, lo que puede llegar a significar un país todavía más rezagado globalmente.

Para entender mejor la situación española actual acudimos al Programa para la Evaluación Internacional de Alumnos de la OCDE (PISA, por sus siglas en inglés), el cual, tiene por objeto evaluar hasta qué punto los alumnos cercanos al final de la educación obligatoria han adquirido algunos de los conocimientos y habilidades necesarios para la participación plena en la sociedad del saber, así como ayudar a establecer metas ambiciosas para los países.
Se observa que Singapur domina al resto del mundo, seguido por Japón, Estonia, Taiwán y Finlandia. España se encuentra en el puesto 29 (junto con la República Checa), precedido por Suecia, y seguidos de Rusia (puntuación 32).
Del mismo modo nos fijamos en la puntuación que obtienen los adultos en comprensión lectora en los países del mundo, entre los años 2012 y 2015.


Como se puede observar España está muy lejos del país puntero.
Es realmente preocupante, pero una inversión bastante alejada de la media no soluciona el problema.


Finalmente, cabe destacar que hace falta una modificación en el sistema educativo, cambio que debe comenzar por los propios profesores, adaptando las lecciones y los métodos de estudio al siglo XXI, y promoviendo las titulaciones en ciencias. De ese modo el nivel educativo conseguirá aumentar, obteniendo profesionales de mejor calidad y apostando de ese modo por el crecimiento del país y el avance tecnológico.












Comentarios

Entradas populares de este blog

LA CLAVE CONTRA LA POBREZA Y LA PARTE DEL LEÓN

"Regala unpescado a un hombre y le darás alimento para un día, enseñale a pescar y lo alimentarás para el resto de su vida"
Este proverbio puede ser muy significativo para la explicación de los microcréditos.  Los microcréditos son programas de concesión de pequeños créditos a los más necesitados de entre los más pobres para que éstos puedan poner en marcha pequeños negocios que generen ingresos con los que mejorar su nivel de vida y el de sus familias.(Conferencia Internacional sobre Microcréditos, Washinton D.C, 1997) En otras palabras, la microfinanciación consiste en prestar una cantidad reducida de dinero a personas muy necesitadas. Estas montan un negocio rentable y con los beneficios obtenidos, devuelven el préstamo y adquieren dinero suficiente para vivir y lograr así, salir de su situación de necesidad. Por lo que se ha ido descubriendo, no sólo consiste en el préstamo de una cantidad, sino que conlleva un estudio previo para garantizar la viabilidad del negocio y un po…

LA HISTORIA DEL DINERO

En las economías más primitivas, los sujetos eran autosuficientes, de modo que no actuaban entre ellos. El nacimiento de grupos más amplios o sociedades, trajo consigo la progresiva división del trabajo: los individuos dejaron de ser autosuficientes y necesitaban de los demás para satisfacer sus necesidades, en otras palabras, la división del trabajo exigía el intercambio entre los sujetos.
Al principio se daba mediante el trueque de objetos directamente útiles en sí mismos, como el ganado, recolectas… Posteriormente comenzó en los mercados un sistema común de fichas, más conveniente para el servicio de la comunidad. La idea se desarrolló de tal modo que elementos meramente atractivos, como conchas cauri, eran canjeados por mercancías más útiles. Este es el caso de los metales preciosos, de los que se hicieron las primeras monedas acuñándose a un peso determinado. Herodoto atribuye esta innovación al rey de Lidia, presumiblemente a finales del siglo VIII a.C.   Con el paso del tiempo e…